Skip to main content
montar oficina en casa

Qué necesitas para montar tu oficina en casa

Lo mejor de trabajar como freelancer o autónomo es que cuentas con la opción de tener tu oficina en casa. ¿Qué puede ser más cómodo que esto? Trabajar con ropa cómoda, en zapatillas y realizar el descanso cuando más te apetezca, situar las reuniones con clientes el día que prefieras, realizar tus recados personales de manera puntual… En fin, lo cierto es que cuenta con diferentes comodidades que convierten esta opción en una muy atractiva.

Sin embargo, tener la oficina en casa te obliga a tener que acondicionar un espacio para el trabajo, porque si lo haces en el comedor o en tu habitación, terminarás distrayéndote o convirtiendo un lugar de descanso en uno de trabajo, y podría ser terrible para tu estado anímico en momentos de carga o estrés.

¿Sabes ya lo que necesitas para ello?

Material para oficina

Sellos para empresa de goma, bolígrafos, lápices, carpetas, folios, encuadernadores, perforadora, grapadora, blocs de notas, agenda… Todo lo que necesites para apuntar tus citas, quehaceres y cualquier otro detalle.

Mesa amplia

Para que quepa tu ordenador y el resto de periféricos, como escáner e impresora (aunque ésta la puedes instalar en otra mesa y conectarla por WiFi), así como todo el material de oficina.

Lo ideal es que te sobre espacio para evitar la sensación de estrés y agobio que tiene lugar cuando todo se encuentra apelotonado en la mesa, sin posibilidad de que haya orden alguno.

Cajones

Bajo el escritorio o al lado de tu mesa. Precisamente, para contribuir a evitar la mencionada sensación de falta de espacio y para poder tener localizados y organizados todos tus documentos.

Internet

Puede que no necesites una alta velocidad (aunque siempre viene bien), pero, hoy en día, es básico contar con conexión a Internet. Si no, ¿cómo vas a leer y enviar correo electrónico? Esto, como mínimo, porque puede que necesites redactar algo online, o buscar programas determinados que te hagan el trabajo más fácil.

Una buena silla

Que te recoja bien la espalda, que tenga 5 ruedas, que te resulte cómoda y te obligue a mantener una buena postura.

Buena iluminación

Y si cuentas con una gran ventana que te otorgue luz natural, mejor, pues contribuirá a mejorar tu humor y a reducir el estrés.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *